Argentina - Sábado 22 de Julio de 2017 03:42 AM
Home

Reality médico: ¡Socorro, las salas de espera!

sala de espera 17 mayo, 2016 - 6:31 pm

POR PANY CHAMA

Mujer argentina, si tienes entre un día de gestación y 104 años… no zafarás de la angustia, la ansiedad y el aburrimiento de convivir… ¿en Gran Hermano? ¡Nooo! ¿En “Lost”? ¡Nooo! ¿En la cola de Anses? ¡Nooo! ¡EN UNA SALA DE ESPERA DE TU MÉDICO DE TURNO! ¡¡¡¡Sí!!!!!

-Revistas viejas, incompletas (seguro que a la nota chimentera que te interesa le falta la hoja del final), calor en verano y frío en invierno, un televisor sin sonido anclado en Crónica, miradas de odio cuando te llaman, poderío de pavo real para los pacientes privados o de prepagas top, etc

-Ni se te ocurra pasar desapercibida cuando estás paradita con cara de lámpara de pie y una enfermera grita tu nombre y te encaja un sobre con el resultado de una biopsia, un examen delicado o radiografías jodidas. Tratás de no ponerte colorada, que no se note la taquicardia y luchás para no rajar por la ventana saltando como una gimnasta rumana.

-Doble discurso de los pacientes: Cuando los médicos son impuntuales, la energía se enrarece y los insultos, la mala onda y el pésimo humor reina entre la población de pacientes hasta que entra el médico y le sonríen, lo palpan, lo saludan como si entrara el Papa.

-Competencia de catarro, tos y flema. Quién tiene más fiebre, quién recibió más puntos en una herida. A quién le sonríe más “el doctor”.

-Nunca, jamás, como decoración debe faltar ese ser humano de traje, corbata, sonrisa artificial, zapatos cómodos y portafolio como extensión de su mano: el visitador médico!

-Pocos placeres morbosos en tu vida como ver a un personaje soberbio, vanidoso y pedante… con un frasco de orina en la mano esperando poder entregarlo y sacárselo de encima urgente.

1.Cita con el de las partes íntimas: Tenés que ir al ginecólogo… te depilás como si tuvieras que pasar la noche con Brad Pitt y te perfumás compulsivamente: mirás tu vagina y le cantás “ a brillar mi amor, vamos a brillar mi amor”. Apenas llegás a la sala de espera, tenés ganas de mear. No falla. Llena de mujeres que se miran entre sí y empiezan a preguntar “¿qué turno tenés?”. Siempre aparece una parejita y al hombre se lo mira escaneándolo hasta disecarle su testosterona. Cadena de oración para que el espéculo no esté muy frío.

2.Cita con el cirujano plástico: ¡Pocos lugares salpican tanta adrenalina! Ahí las salas de espera se dividen en 3: las mujeres vírgenes de retoque; las habitué que viven revisándose lo que les modificaron y ya están planeando algo nuevo; y las que se camuflan con ingenuidad. A cada mujer que entra se la mira calculando “y ésta qué se hizo!” Narices con vuelo, pómulos como juanetes, párpados sorprendidos, lolas turgentes en cuerpos flojos. Ni hablar cuando se filtra que la que está por llegar se hizo una vaginoplastía!

3.Cita con la orgía de pañales: Madre hay una sola… menos en la sala de espera del pediatra! Llantos, murmullo, retos y competencia para demostrar cuál bebé es más vivo, cuál niña es más linda y cuál pibe juega mejor a la pelota. “Tiziano no me come verduras” “Abril es obesa. Como mi suegra (odio en la voz)” “Thiago es celíaco”…. Ahí se hace silencio y miran al chico como si fuera un extra terrestre. Ahí empiezan los celos de protagonismo de la que va por un simple service.

4.Cita en cueros: En la vida todo es cuestión de piel. Ir al dermatólogo es todo un desafío. Es cuestión de llegar a la sala de espera y que todo el cuerpo te empiece a picar! Te da impresión sentarte porque todo te parece contagioso. Cerrás los ojos y empezás a escuchar las palabras “hongos, eczema, secreción, roncha, verruga, etc” y más de una muere por que le muestren el horror.

Pensar que hay mujeres hipocondríacas que –mínimo– dos veces por semana hacen un acampe en alguna sala de espera. Masoquismo? Placer mal sano? Cada habitación con pacientes te entrena para soportar a tu propia familia, la familia política y a tus vecinos demandantes. Ya estás lista para ir a la reunión de consorcio y hasta podrías llegar a diputada!!!

Comentarios

comments

Etiquetas: