Argentina - Miercoles 24 de Mayo de 2017 08:53 AM
Home

Le dio una paliza a un enfermero porque no llegó a tiempo para vacunarse

piñero 9 junio, 2016 - 3:58 pm

Fue en el hospital Piñero. El hombre llegó tarde y el auxiliar no dejó que se aplicara la vacuna. Entonces lo esperó a la salida, intentó atropellarlo y luego lo golpeó violentamente. El sanatorio llevará adelante un paro.

Un enfermero del Piñero sufrió un traumatismo de cráneo luego de recibir una violenta agresión en el hospital, ubicado en el barrio porteño de Flores, por un hombre que se vio frustrado porque no lo dejaron vacunarse contra la gripe.

Damián Pagano, director del sanatorio, relató que el hecho ocurrió ayer en horas de la tarde. El agresor llegó después de que finalizara el horario de vacunación y como el auxiliar de enfermería le dijo que no podía vacunarse en ese lugar, estalló de furia y comenzó a amenazarlo. “Muy amablemente nuestro compañero le explicó que no podía vacunarse ahí pero le dijo que había otra boca de vacunación a escasos metros. No aceptó la recomendación y empezó a insultarlo. Le dijo que lo iba a esperar afuera”, contó el médico.

Después de que la víctima terminó su turno, salió del hospital como cualquier día. Pero a pocos metros del edificio, sobre la calle Varela, vio cómo un auto se le fue encima. Logró esquivarlo y se tiró al suelo. Sin embargo su sorpresa fue mayor cuando del vehículo se bajó la misma persona que lo había insultado minutos antes en la zona de vacunación del sanatorio.

“Cuando salió, vio que se le venía un auto. Lo esquivó, y luego vio que el chofer era la misma persona, quien a punta de golpes de puño le ocasionó un traumatismo de cráneo. Fue tratado en nuestra guardia. Está bajo revisión médica y psicológica”, agregó Pagano.

Una compañera reveló que el enfermero -identificado como José Pacheco– cayó al suelo, se golpeó la cabeza y quedó inconsciente en la calle. “Tiene lastimada la boca, la sien, y tiene un tajo en la cabeza. Le vamos a hacer una tomografía computada. No está bien”, dijo

El director del centro médico aprovechó para describir la grave situación de seguridad a la que están sometidos los médicos y enfermeros de los hospitales públicos.

“Es un hecho que nos preocupa porque estamos trabajando para la sociedad. Antes nos agradecían, pero yo no quiero agradecimiento. Quiero que nos dejen trabajar tranquilos”, dijo el médico. Tras el ataque, los empleados del hospital decretaron un paro a partir de mañana a las seis en reclamo de más seguridad. Según informaron, sólo atenderán las guardias.

Comentarios

comments