Argentina - Martes 17 de Enero de 2017 07:54 AM
Home

El clan narco familiar que controla la Villa 31

villa 31 narcos 4 julio, 2016 - 11:20 am

El último crimen atribuido a la organización que lidera el peruano César Morán de la Cruz, “El Loco César”, desde prisión, sucedió el 1º de marzo.

Ese día, Juan Irigoitia (un joven de 23 años que vendía paco en Palermo y que pasó cuatro días secuestrado en la Casa del Pueblo) fue ejecutado de dos tiros. Su cuerpo quedó tendido junto a las vainas 9 mm en el pasillo de la manzana 102 de la Villa 31 bis.

Según una nota publicada en el diario Perfil, creen que Irigoitia fue ajusticiado luego de gastarse el dinero que debía entregar a la organización.

El homicidio llevó a los agentes de la División Homicidios y de Drogas Peligrosas, al mando de Martín De Cristóbal y Jorge Casas, hasta la puerta de la casa de Bladimir Joyo Morán de la Cruz, alias “Cabecita”, la semana pasada.

El hijo del capo narco no estaba, pero sí su madre: Zoila Joyo Chicaquahua, ex pareja de “El Loco”. Si bien no tendría que ver con el asesinato, la mujer fue detenida. Es señalada en una causa de narcotráfico como una de las cabecillas de la banda.

En los múltiples allanamientos ordenados por el juez federal Ariel Lijo, por pedido del fiscal Jorge Di Lello, los detectives apresaron a Jonas de la Cruz Loa, conocido como “Manchita” y apresado hace dos años por un crimen y otro intento de homicidio. Poco después quedó libre. Ahora, en su vivienda encontraron un kilo y medio de cocaína pura, es decir, sin estirar.

“Cabecita” se esfumó junto a su primo, Richard “Kimbol” de la Cruz, mencionado en la causa que investiga el crimen de Mónica Rojas Palma y por la que fue detenido, el presunto tirador de la banda: “Piedrita” Arredondo. “Cabecita” y “Kimbol” están señalados como los presuntos tiradores en el crimen de Irigoitia. De ser cierto el mito que gira en torno al líder, la familia seguiría los pasos del sanguinario Morán de la Cruz.

Comentarios

comments

Etiquetas: