Argentina - Miercoles 26 de Julio de 2017 01:47 PM
Home

Argentina hoy, sin certezas

eduardo-anguita-3 28 agosto, 2016 - 5:01 pm

Las fortalezas de Mauricio Mauricio son tres. Primero, las expectativas cifradas en de una parte de la sociedad en su gobierno. Segundo, en menor medida, los embates judiciales por los casos de corrupción del gobierno de Cristina Kirchner. Tercero, aceptar las cifras tal cual son y no interferir en las decisiones judiciales, los casos más sonados el reciente fallo de la Corte Suprema por las tarifas residenciales del gas y los nuevos índices de desocupación en casi dos dígitos dados a conocer por Jorge Todesca, titular del Indec. Sin embargo, los síntomas muestran falta de iniciativa política ante un escenario económico y social delicado y ante una crisis en la inseguridad ciudadana que no para de dejar víctimas mortales y un descrédito absoluto de las fuerzas policiales, no así de la Gendarmería y en menor medida la Prefectura.

La imagen del Presidente, que tuvo picos del 70% positivo hacia febrero, fue decreciendo y hoy, para muchos encuestadores, la negativa y la positiva están parejas. En caso de persistir las políticas recesivas con niveles de pobreza altos, el costo político impactará de lleno en esas expectativas de que Macri puede timonear esta etapa del país. No hay vocación de políticas de Estado ni mucho menos de generar consensos con otras fuerzas políticas dentro del PRO. Algunas voces, como la de Federico Pinedo, impulsor de espacios de diálogo y de acuerdos multisectoriales, van a la zaga de quienes basan su efectividad en mostrar lo que llaman la herencia recibida y en mostrar al kirchnerismo duro como el promotor de una supuesta protesta social desmesurada. No le sirve a la Argentina que el centro de la escena sean las valijas de José López. ¿Cuánto más se puede tirar del piolín asegurando que el campo está bien si los productores de frutas reparten manzanas en Plaza de Mayo y los tamberos amenacen con hacer lo mismo? ¿Cómo se puede asegurar que en materia energética rigen precios de mercado si el barril de petróleo extraído en yacimientos tradicionales está subsidiado por el Estado? Las cifras de desocupación en los aglomerados urbanos del Gran Buenos Aires, Gran Rosario y Córdoba son de dos dígitos. Indicando claramente que la industria está golpeada. Y no solo las plantas automotrices, que ya están con suspensiones, menos turnos, casi sin horas extras. Las pymes necesitan estímulos, no pueden pagar tasas del 30%, tarifas cinco veces más caras, impuestos durísimos y contemplar el crecimiento de las importaciones, no solo de juguetes, sino de alimentos. Sin políticas consensuadas y acordadas entre las entidades empresariales, las organizaciones sociales y las representaciones políticas parlamentarias es difícil establecer equidades sectoriales y tener un colchón político para las distintas crisis que afronta la Argentina.

En poco tiempo, se conocerá si realmente el gobierno está dispuesto al gradualismo que le reclamó la Corte Suprema en las tarifas de gas domiciliario. Creer que las inversiones llegarán, sean en energía o en otras áreas, por un supuesto aumento del margen de rentabilidad, es promover un país más inequitativo y es desconocer que las políticas neoliberales fueron ineficaces. La oposición está dispersa, no tiene liderazgos, pero tampoco está empantanada. El peronismo y el Frente Renovador tienen vasos comunicantes. La cúpula cegetista es una buena muestra de acuerdos y de integración de visiones diferentes en un mismo espacio. El acuerdo Cambiemos tiene un margen menos estrecho que hace unos meses.

Eduardo Anguita, periodista.

Comentarios

comments

Etiquetas: