Argentina - Jueves 21 de Septiembre de 2017 10:26 PM
Home

Las ventas en supermercados y shoppings cayeron más de 13% en mayo

supermercado1.jpg_973718260 19 julio, 2016 - 5:45 pm

Las encuestas de Supermercados y de Centros de Compras que hace cada mes el Indec volvió a arrojar en mayo una creciente brecha negativa entre el aumento agregado de las ventas con la variación del promedio de precios de la economía.

En el primer caso, el relevamiento a 61 empresas con 2.284 locales activos determinó una facturación agregada en el sexto mes del año de $22.764 millones, la cual se elevó 24,7% en comparación con un año atrás, unos 18 puntos porcentuales menos que la suba del promedio general de precios al consumidor de alimentos y bebidas. De ahí se desprende una caída en términos reales de 12 por ciento.
Mientras que en el segundo, el sondeo a 37 shoppings de todo el país, los ingresos por ventas sumaron $4.133 millones, un 20,7% más que el monto total de operaciones de doce meses antes. Significó una contracción en términos reales, esto es de las cantidades despachadas, de casi 15% en el período.
En mayo se observó una creciente brecha negativa entre los ingresos por ventas y la suba de los precios al consumidor
Se sabe por lo dicho en declaraciones televisivas por el ministro de Agroindustria, Ricardo Buryaile, que en el Gobierno hay cierto malestar con los empresarios del rubro, con quienes tiene previsto reunirse en esta semana, por la política de precios que han aplicado, cuando aún no se había recuperado el poder de compra de los salarios.

Sin embargo, a juzgar por los datos del Indec, la respuesta de los consumidores no se hizo esperar, y se manifestó en una fuerte contracción de sus compras en los grandes establecimientos y el cambio a hábitos de compras en locales de proximidad, como las ferias barriales y las despensas, carnicerías y verdulerías y fruterías del vecindario, que volvieron a recuperar clientes que habían ido perdiendo con campañas de descuentos y ofertas que ofrecían con éxito las grandes cadenas.

La respuesta de los consumidores no se hizo esperar y se volcó a los comercios de proximidad barrial
Ese desplazamiento de los consumidores a los viejos comercios de barrio con ofertas de productos más limitadas, pero funcionales a las necesidades de las familias que en épocas recesivas prefieren operar en efectivo y no comprar a plazo con el uso de la tarjeta, se manifiesta en la creciente contracción de las operaciones promedio por cada boca de supermercado, a poco más de 16% en un año, porque el aumento nominal de 24,7% se desagregó en 4,3% de expansión de la cantidad de establecimientos, de 2.190 a 2.284 y en un incremento de los ingresos por local de 19,1%, casi la mitad que la inflación de los últimos doce meses.

 

En el acumulado de los primeros cinco meses del año las ventas en supermercados sumaron $110.044 millones, 27,1% más que en similar tramo de 2015; mientras que en el conjunto de los centros de compras ascendieron a $18.719 millones, 27,2% de incremento.

En ese período la tasa de inflación se ubicó 37%, según el promedio de las consultoras privadas y de las direcciones de estadística provincial.
La relación entre esas dos variables determinó una contracción de las cantidades vendidas en el agregado de los centros comerciales de poco más de 7%, aunque con una progresión mes a mes creciente, hasta alcanzar dos dígitos altos en mayo.

 

 

Fuente: Infobae

Comentarios

comments