Argentina - Sábado 29 de Julio de 2017 08:52 AM
Home

El titular de la CAC negó que el tipo de cambio esté atrasado

dólares 8 julio, 2017 - 2:59 pm

El presidente de la Cámara Argentina de Comercio y Servicios (CAC), Jorge Luis Di Fiori, sostuvo que el tipo de cambio -que en la última semana superó los 17 pesos por dólar- no se encuentra atrasado y afirmó que a la economía no la regula esa variable sino la eficiencia, en una entrevista con Télam.

“El tema del tipo de cambio es uno de los tantos elementos a considerar. Si usted me dice si el tipo de cambio está atrasado yo le digo que no. No pasa por el tipo de cambio, pasa por el costo argentino. Si esta variable estuviese bien, a lo mejor el tipo de cambio tendría que estar más bajo y no en $17. Podríamos poner el tipo de cambio en $30 e inmediatamente tendríamos que ver los convenios colectivos e inmediatamente todo el mundo remarca a $30”, indicó Di Fiore a esta agencia.

“No es el tipo de cambio la variable que regula la economía, sino la eficiencia. Si sigue subiendo el tipo de cambio lo que vamos a generar es un nuevo conflicto social y no vamos a beneficiar a nadie, salvo a los que especulan en el mercado financiero. Pero la bicicleta financiera ayuda solo a los que están en ella y perjudica a la sociedad”, agregó.

El titular de la CAC consideró que tras la asunción del Presidente de la Nación, Mauricio Macri, “la Argentina está en las mejores condiciones de una América Latina que está saliendo del populismo, con un Brasil que está muy golpeado políticamente. Y nosotros estamos en condiciones de liderar de México para abajo, porque como el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, quiere cerrar la frontera con ellos, México mira para el sur”.

A raíz de esto Di Fiori consideró que “no es casual que jefes de estado de primera nota hayan pasado por el país. Y que este año en diciembre tengamos la reunión de la Organización Mundial de Comercio. En el 2018, vamos ser sede del B-20 (el Business 20 es un encuentro que proporciona una plataforma para la comunidad internacional de negocios con el objetivo de participar en la gestión económica mundial así como en la regulación económica y el comercio internacional) y el G-20, en donde participarán los 20 presidentes más importantes del mundo, entre los cuales está Argentina”.

Además, afirmó que la realidad política y económica del país se divide entre “Macri o el populismo. Para los hombres y mujeres de nuestra generación ésta la última oportunidad de vivir en una auténtica democracia. Macri ha dejado todo por este sueño, ha enfrentado a su padre, ha perjudicado sus negocios. Podría estar viviendo tranquilo en su campo en Tandil y sin embargo se ha metido en esto porque está convencido de que puede ser el hombre que cambie el país y hay que ayudarlo”.

Según el dirigente empresarial, tras asumir Macri, el nuevo Gobierno se encontró “con una situación inesperada. Aun sabiendo que lo que iba a recibir era tremendamente complejo, lo que terminó siendo es que tenía todas las cajas vacías. Y el extremo fue que la provincia de Buenos Aires no podía pagar los aguinaldos en diciembre del año pasado”.

“Tenemos un problema de arrastre. El consumo en la época del ‘plasma’ era artificial, porque estaba basado – en parte- en subsidios y -en gran medida- en déficit fiscal. Teníamos subsidios en el transporte, en la luz, en el gas, teníamos subsidios en todo. Nada de esto es sostenible en el tiempo”, adujo.

“El Gobierno asumió y se encontró con una caída absoluta de producción, no somos competitivos para nada. Desde la CAC estamos trabajando en esto, que es una de nuestras grandes preocupaciones: el costo argentino. Nuestro análisis da que entre la presión tributaria, las cargas patronales, el déficit que tenemos en materia de infraestructura y transporte. Todo eso en definitiva hace que el precio vaya de uno a diez. Esto es inadmisible porque en estas condiciones no podemos competir en el mundo y esto se da a través de la baja de costos excesivos en la cadena”, aseveró.

Por último, Di Fiore indicó que “el Gobierno está tratando de hacer las cosas con prudencia y mesura. Tratando de mejorar la inversión para mejorar el empleo. Está procurando asfaltar, abrir nuevas carreteras, salir de la situación de calamidad de la mejor manera posible sin generar una conmoción social como en el 2001. Hay trabajar para que los hoy no están dentro del sistema se incorporen al sistema tributario. Porque sino hoy los que estamos dentro estamos pagando por los que no están y por eso la carga tributaria es enorme. Esto hay que cambiarlo de a poco”.

Fuente: Télam

Comentarios

comments

Etiquetas: